Receta de almejas a la marinera al estilo de Arguiñano

Cómo preparar unas deliciosas almejas a la marinera siguiendo la receta de Arguiñano

Si eres amante de los sabores del mar y te encanta disfrutar de platos con un toque marinero, la receta de almejas a la marinera al estilo de Arguiñano es perfecta para ti. Acompáñanos en este viaje culinario donde te enseñaremos paso a paso cómo preparar este exquisito plato que conquistará tu paladar.

Ingredientes frescos, la clave de una receta exitosa

Antes de comenzar a cocinar, asegúrate de contar con los ingredientes frescos y de calidad necesarios para esta receta. Las almejas son el ingrediente estrella, así que elige aquellas que estén bien cerradas y no tengan mal olor. Otros ingredientes que necesitarás incluyen aceite de oliva, cebolla, ajo, vino blanco, perejil fresco, pimienta y sal. La frescura de los ingredientes es fundamental para realzar los sabores y texturas en este plato.

Paso 1: Limpieza y preparación de las almejas

Antes de iniciar la cocción, es importante limpiar y preparar las almejas adecuadamente para garantizar su frescura y eliminar cualquier residuo. Enjuaga las almejas bajo agua fría corriente y asegúrate de frotar suavemente las conchas para quitar cualquier suciedad. Luego, colócalas en un recipiente con agua fría y añade sal para que eliminen la arena que puedan contener. Deja reposar por unos minutos y enjuágalas de nuevo antes de cocinarlas.

Consejo experto:

Después de limpiar las almejas, asegúrate de desechar aquellas que estén abiertas y no se cierren al presionarlas. Esto indica que están muertas y no son seguras para consumir.

Paso 2: Sofrito de cebolla, ajo y perejil

En una sartén grande, calienta un chorro de aceite de oliva a fuego medio y añade la cebolla picada finamente. Sofríela hasta que esté transparente y luego agrega el ajo picado y el perejil fresco picado. Revuelve bien para que los aromas se mezclen y perfumen la cocina. Este sofrito aportará una base de sabor increíble a las almejas.

Paso 3: Cocinando las almejas a la marinera

Una vez que el sofrito esté listo, incorpora las almejas escurridas a la sartén y añade el vino blanco. Tapa la sartén y deja cocinar a fuego medio-alto hasta que las almejas se abran, lo que indicará que están listas para ser degustadas. Asegúrate de desechar aquellas almejas que no se hayan abierto durante la cocción.

Truco culinario:

Para potenciar el sabor de las almejas a la marinera, puedes añadir un toque de pimienta recién molida justo antes de servir.

Paso 4: ¡A disfrutar de las almejas a la marinera estilo Arguiñano!


Una vez que las almejas estén cocidas y hayan liberado todo su sabor en la deliciosa salsa marinera, es hora de emplatar y disfrutar. Sirve las almejas calientes en un plato hondo, acompañadas de una rodaja de limón y un buen trozo de pan fresco para mojar en la salsa. ¡No te olvides de un buen vino blanco para maridar y disfrutar al máximo de esta experiencia culinaria!

Consejos adicionales para una experiencia culinaria excepcional

1. Maridaje perfecto:

Un vino blanco seco y afrutado será el compañero ideal para estas almejas a la marinera, su frescura resaltará los sabores del mar y complementará el plato a la perfección.

2. Variedad de presentación:

Puedes servir las almejas a la marinera sobre una cama de arroz blanco, pasta al dente o incluso con unas patatas cocidas. La versatilidad de este plato permite jugar con diferentes presentaciones y sorprender a tus comensales.

3. Fusión de sabores:

Si deseas añadir un toque extra de sabor, puedes incorporar unas hojuelas de chile o unas hebras de azafrán a la salsa marinera mientras cocina, para darle un giro picante o aromático, respectivamente.

Preguntas frecuentes sobre las almejas a la marinera al estilo de Arguiñano

¿Puedo sustituir el vino blanco por otro ingrediente?

Sí, si prefieres evitar el alcohol, puedes optar por substituir el vino blanco por caldo de pescado o incluso agua con unas gotas de limón para aportar acidez al plato.

¿Cuál es la mejor época del año para disfrutar de almejas frescas?

Las almejas frescas suelen estar en su mejor momento en los meses más fríos del año, especialmente durante el otoño y el invierno, cuando su sabor y textura son más intensos.

Quizás también te interese:  Ensalada de judías blancas con atún y huevo: una deliciosa combinación de ingredientes

¿Las almejas a la marinera se pueden preparar con anticipación?

Aunque es ideal disfrutarlas recién hechas, puedes preparar el sofrito y limpiar las almejas con antelación para agilizar el proceso de cocción cuando estés listo para servirlas. Recuerda que las almejas cocidas deben consumirse rápidamente para disfrutar de su mejor sabor.